El futuro es brillante (y otros malos hábitos)

Estándar

I

En realidad uno nunca se deshace de los malos hábitos. Siempre están ahí, a la sombra. Yo, por ejemplo, cambié mi anular por un cigarro; negarme a lavarme los dientes por el olvido sistemático; rezar por salmos improvisados. No sé en qué hora oscura habré cambiado el Angelito de mi guardia por esa frase que, de tanto darle vueltas, he terminado por enredarle a quienes tengo cerca. El futuro es brillante, me digo. Y, de alguna forma, he logrado que la Rubia y Momo –incluso, creo, Marco– la repitan igual que yo, sin importar mucho si se trata de momentos salobres o que realmente puedan ser calificados como brillantes. Pero ahí estamos –incluso, creo, Adair también lo dice–, el futuro es brillante. Para todo, en todo momento, el futuro es brillante.

Rastrear su origen es cosa fácil. La pegajosa máxima le da título al comic autobiográfico de Elisa Ruiz. Uno de esos sitios que, apenas entré, se volvieron de visita mandatoria. A él llegué a través de Stuff No One Told Me, otro webcomic que vale la pena guardar en los favoritos del RSS. Y desde entonces, en mi cabeza ha dado vueltas esa sencilla frase que aparece por aquí y por allá, pero principalmente, en mi cabeza y la de aquellos que habitan alrededor mío. Y es que, el futuro es brillante… siempre, es brillante. O al menos eso me conforme sin repetir, como quien repite un embrujo esperando que una inflexión mínima de la voz haga la magia que, hasta ese momento, no había sido accionada. Insisto, el futuro es brillante.

II

Otro mal hábito: seguir encontrándome a las personas de otros tiempos. Ayer, mientras regresábamos de la zona de seguridad tras el sismo, vi caminar en la calle de enfrente a Tatiana. Una antigua compañera de la licenciatura. Ella trabaja en una ONG, a unas cuadras del trabajo. Todos los días, desde enero, he caminado desde su puerta hacia el rack de Ecobici. De ahí pedaleo, calle, tras calle, hasta dejar atrás la Condesa, la Roma, la Juárez e internarme en este pequeño remanso de paz que por una serendipitia encontré hace casi siete meses. Hasta ayer, no había unido las ideas. La sede de la ONG, su perfil en Facebook… ayer, al llegar a casa, le envíe un mensaje para preguntarle si trabaja ahí. Sin saber la respuesta, pasé hoy, de regreso a casa, frente a la ventana. Y ahí estaba ella. Coincidencias. Este tipo de situaciones me hace pensar que en realidad el futuro es brillante.

III

Las vacaciones de semana santa se supone estarían dedicadas a mi tesis. Bonita mala costumbre de hacer castillos de cartas que, a la mínima provocación, se caen en bandada. Una especie de “bomberazo” ha caído a la redacción de la revista. Si apenas sobreviví al “Cierre que vino del Infierno” ahora dudo lograr sacar avante su secuela. Sin embargo, qué más da. El futuro es brillante y la muerte siempre es el menor de los males. (Cuando no su remedio definitivo). ¿Lo que me preocupa de esta situación? De nuevo esa molesta sensación de que me están viendo la cara me ha cruzado la cara de un bofetón. Todo por culpa de las inquisidoras conclusiones apresuradas de la Rubia. No quiero sentirme así. No tan pronto.

Sin embargo, algo bueno ha salido de todo esto. Los dedos me están quemando de nuevo. Quiero regresar a trabajar en la novela que será mi tesis. Prueba de ello es que estoy escribiendo esto que, aunque nada tiene qué ver con ese documento hipócrita, por lo menos revela –al menos a mí– que ganas de escribir tengo. Muchas. A pesar de que ese miedo a dejar todo a la mitad haga aparición de la mano de estas inusitadas ganas de escribir mi estupideces –de nuevo, los malos hábitos que nunca se abandonan…

¿El futuro es brillante? Lo ignoro, pero lo seguiré repitiendo. Vivir engañado no ha sido un realmente un problema en estos treinta años. ¿Por qué debería serlo en el tiempo que me resta vivo?

Anuncios

Un comentario en “El futuro es brillante (y otros malos hábitos)

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s