La visita a la Ibero, según Peña Nieto (o de cómo tapar el sol con un dedo)

Estándar

Dicen que “cada quien habla como le fue en la feria”. Sin embargo, tal parece que el equipo detrás de la campaña de Enrique Peña Nieto no está dispuesto a aceptarlo. Incapaces de modificar el cordial recibimiento que le dieron alumnos de la Ibero Ciudad de México, ahora han decido montar un auténtico circo para “tapar” los sucesos del viernes.

Pero para ello también hay un dicho: “tapar el sol con un dedo”.

A estas alturas, y especialmente después del debate televisado la semana pasada, a nadie le queda duda del apoyo incondicional que algunos medios de comunicación le están otorgando al candidato. Sin embargo, tras el suceso de la Ibero,  la Organización Editorial Mexicana (OEM), responsables del periódico El Sol de México y sus diversas versiones tropicalizadas para cada estado de la República, han decidido descararse. Estas fueron las portadas que en todo el país pudieron verse el día de ayer, sábado 12 de mayo de 2012:

Imagen

Sin embargo, aún queda más descaro. No conforme con cooptar a los medios, el equipo de Peña Nieto ha decido crear su “propia versión” de los hechos:

¿A alguien le sorprende? A mí no. Cuando era estudiante, me tocó compartir aula en las “materias de Integración” (materias donde se integraban a todas las carreras al azar) con jóvenes priístas, hijos de priístas que sin el menor empacho aceptaban que su filiación con el PRI, además de venirles de sangre, era en gran medida porque les convenía. Y, bajo el sofisma de que lo que les era conveniente, le era conveniente al país, defendían a capa y espada las acciones tomadas por el partido tricolor.

Lo mismo ha pasado en todas las universidades donde he puesto un pie. La UNAM incluida. No es algo característico de las Ibero… Esos jóvenes que creen que el bien común es el beneficio de su círculo más cercano están en todas partes, por desgracia. Pregúntenlos a nosotros, a quienes tuvimos que padecer como  compañeros de banca a quienes ahora están en puestos altos del PAN o del PRI y que en ningún momento tuvieron la delicadeza de ocultar sus pretenciones.

Resulta molesto e incluso alarmante la pretensión de querer “tapar el sol con un dedo”, pretendiendo que “aquí nada pasó”, como si los videos y crónicas  que circulan por la red no fueran suficiente evidencia del repudio hacia Peña Nieto que se vivió en la Ibero.

Repudio ganado a pulso, precisamente, por acciones como esta.

Por querer, insisto, “tapar el sol con un dedo”.

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s